¿POR DÓNDE SEGUIMOS? Continuemos dando forma a tu idea...


Como comentábamos en la entrada anterior “¡Bienvenidos!Surge una Idea” el cual te aconsejo leas, en el apartado de emprendedores de nuestra web, encontrarás un diagrama de flujo que indica las distintas fases por las que atravesarás al tomar la decisión de convertirte en emprendedor.

Una vez que tenemos una IDEA, tenemos que detenernos a analizarla y por tanto, tener en cuenta nuevos aspectos los cuales vamos a desarrollar a continuación.

Te aconsejamos que anotes la respuesta de las siguientes preguntas y en base a las respuestas, estudiaremos que forma social es la más aconsejable:

1.¿Cuántos socios vais a llevar a cabo la IDEA?, esta es una buena pregunta, debemos tener en cuenta cuantas personas componemos la idea, ya sea como trabajadores o como socios capitalistas. Hay determinadas formas sociales que no contemplan la posibilidad de socios únicamente capitalistas, con lo cual deberemos descartarlas.

2.¿Con qué recursos económicos contamos?, lamentablemente, no siempre la forma jurídica que más nos conviene es la que finalmente podremos dar a nuestra IDEA.

3.¿Con qué financiación contamos?, no sólo hay que tener en cuenta la inversión inicial, sino también hay que cuantificar el coste económico que nos va a suponer hasta que nuestra IDEA genere beneficios.

4. ¿Podemos optar a alguna ayuda / subvención?, nunca debemos contar con una ayuda o una subvención como parte de nuestra financiación, pero quizás podemos optar a alguna de las que hay disponibles y considerarla como un “plus”.

5.¿Cuánto estamos dispuestos a arriesgar?, operar a través de una sociedad, por ejemplo, puede limitar nuestra responsabilidad de cara a terceros y por tanto salvaguardar nuestro patrimonio.

6.¿Queremos limitar el acceso a nuevos socios?, debemos valorar y poner en una balanza entre el factor control y el factor expansión, una mala elección nos puede limitar / impedir una futura expansión e incluso afectar a la operativa

7.¿Qué actividad o producto vamos a ofrecer?, determinadas actividades pueden exigir una determinada forma social o una determinada autorización administrativa o título académico.

8.¿Qué ingresos prevés?, hay que calcular el volumen de ingresos previstos (sé realista) ya que fiscalmente nos puede interesar una u otra forma social, así como el riesgo que presumiblemente vamos a asumir de impagos con nuestros clientes.

9.¿Número de trabajadores?, no sólo pensar en socios, sino trabajadores por cuenta ajena, un elevado número de ellos puede ser susceptible de un elevado riesgo de cara a nuestro patrimonio y por tanto debamos salvaguardarlo.

10. ¿Qué espacio necesitas?, al igual que en el punto anterior, no es una cualidad de determinadas formas sociales, pero si nos sirve para cuantificar riesgos patrimoniales ante, por ejemplo, posibles impagos alquileres.

11.¿Tienes algún otro tipo de ingreso o trabajo?, a menudo suele ser una de las últimas preguntas que suelo hacer y no por ello es menos importante, puesto que podemos tener algún tipo de incompatibilidad o un volumen de ingresos considerable que nos obligue a adoptar una determinada forma social.

Si en vez de estar leyendo el blog, te estuviéremos atendiendo en nuestras oficinas, te diría que a partir de este momento hemos de seguir el camino juntos para poder ayudarte a tomar las decisiones correctas, recuerda que somos un centro PAE y por tanto te vamos a prestar todo el asesoramiento que necesites de forma totalmente gratuita para que puedas realizar tu sueño y puedas convertir esa IDEA en realidad.

#blog #idea #centropae #financiación #diagramadeflujo #formajurídica #formasocial #patrimonio #sociedad #socios #subvención #centropae

Featured Posts
Recent Posts